Hace menos de un año se ha instalado en Madrid, en el barrio de Salamanca Rene-Cell, un centro de cosmética coreana.

Un centro de estética revolucionario en innovación y dermatología científica originaria de Corea del Sur, ya que su cosmética está basada principalmente en ingredientes activos extraídos de células madre de placenta vegetal combinados con ácido hialurónico, péptidos y vitaminas A, C y E. El objetivo es reparar y regenerar la piel desde el interior, mejorar la firmeza y elasticidad  proporcionando una nutrición intensiva y una protección adecuada.
Rene-Cell desarrolla productos para el cuidado facial a través de la fermentación y extracción natural de enzimas y péptidos de células madre procedentes de plantas medicinales, que blanquean la piel y mejoran las arrugas, con propiedades antisépticas y calmantes,  propiedades antiinflamatorias muy eficaces para la curación y el tratamiento de los problemas de la piel, cicatrizantes y despigmentantes. Pueden presumir de poseer un biomaterial exclusivo patentado como PTD (Protein Transduction Domain) que favorece la penetración a través de la piel, además de otros componentes patentados como Stem-C Guard®, Mediacalm® y Rosamox®.
Tuve la oportunidad de probar el tratamiento facial completo, y lo cierto es que en el momento me gustó mucho: supongo que en parte por las explicaciones que iba recibiendo sobre cada productos y sus efectos, y también porque yo suelo decir que “mientras te lo hagan… ¡todo gusta!! :). Lo comenté con mis amigas y me tomaron el pelo diciéndome que al día siguiente tendría alguna alergia o… ¡vete tu a saber! y… alergia no tuve, pero no se si sería por la limpieza tan en profundidad… si que me salieron unos granitos en un lado de la cara, insisto, quiero pensar que es por la limpieza tan exhaustiva, y quizás también porque mi piel de la cara es muy sensible, no sé… Aún así reconozco que siento cierta admiración por los productos asiáticos en general…
Me gustaron los productos, y es verdad que no son muy conocidos, según me explicaban en la propia casa porque en lugar de invertir en publicidad, invierten en investigación. Tienen clientes de distintos lugares de España y desde hace muchos años, me comentaban “porque están encantados”. Me gustó especialmente el jabón (75 euros), el exfoliante (no es un exfoliante como los habituales con micropartículas sino suave y muy agradable al contacto con la piel, 166 euros), y la hidratante (166 euros).
Estos son los productos que tienen para el cuidado facial:
-Polvo limpiador de baja acidez con enzima de placenta
– Sistema mágico de relleno a base de placenta
– Tónico facial multipéptido
– Sérum a base de ácido hialurónico
– Sérum a base de vitamina C.
– Sérum de recuperación dermatológico
– Crema de péptidos
– Crema renovadora de barrera cutánea
– Bloqueador solar FPS50
– BB cream antimanchas a base de placenta
Si queréis una invitación y conocer este tratamiento podéis reservar una cita por correo electrónico o por teléfono y disfrutar de una demostración sin compromiso.
A ver qué os parece…
 

 

Rene-Cell: cuidado facial
Etiquetado en:                                    

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *